Locutor, actor de voz y doblaje con home studio. Músico, humorista, traductor, escritor, diseñador de juegos y director de radionovelas. Se hace pasar por un mono en Youtube.

lunes, 27 de septiembre de 2010

Receta: Arroz con cosas.

Cocina para tarados presenta: Arroz con cosas.

Mi comida favorita de todos los tiempos es el arroz tres delicias. Ya sabéis, ese plato que a nadie le sale ni remotamente parecido a como lo hacen en los restaurantes chinos.

Hoy tenía que cocinar, así que me he emocionado y he buscado recetas en internet, pero no hay dos que digan lo mismo. Así que al final me he decantado por estas dos:

http://recetas.mundorecetas.com/receta10255.html&12

y

http://www.javirecetas.com/arroz-chino-tres-delicias/

Del proceso, que describiré a continuación, ha resultado una cosa que llamaré "arroz con cosas".

Como se hace el arroz con cosas:

Se miran las recetas. En una habla de un vaso de arroz que no sea brillante. Como es el que hay en casa, y vamos a comer dos, y mis procesos mentales son muy malos para pre-calcular cantidades y además siempre es mejor cocinar para varias veces, echar dos vasos de arroz brillante en un colador grande.

Enjuagar mucho rato en el colador porque una receta dice que hay que hacerlo para quitar el almidón. Mientras tanto preparar dos vasos de agua en una olla con una cucharada pequeña de sal y poner a hervir.
Como eso hierve a todo correr, echar el arroz antes de terminar de enjuagarlo para que no se vaya toda el agua.

Batir dos huevos, echarles media cucharadita de azúcar y un poco de sal. Ponerlos en un vaso.

Mientras el arroz se hace, preparar una sarten muy grande, echarle cinco cucharadas pequeñas de aceite para hacer las cosas que va a llevar el arroz. Poner al fuego y echar los tronquitos de cangrejo (no hay gambas en casa) y las lonchas de pavo (No hay jamón de york) troceados a freír con intención de parar cuando se dore.

Antes que eso, cuando el aceite se ponga a explotar como si fuera 4 de julio por culpa del cangrejo, asustarse, comprobar que el arroz no tiene casi agua y echarlo en la sartén a ver si se calma la cosa. Total, a la paella le echan agua ¿no?

Caer en que bastaba con bajar el fuego porque no estás haciendo unas patatas congeladas, sino dorando dos pijaditas. Bajar el fuego.

Mirar la sartén a ver qué pasa.

añadir dos cucharaditas de aceite de soja y remover.
remover más.

Probarlo, comprobar que, contra todo pronóstico, el arroz está crudo. Añadir otro vaso de agua.
Remover de vez en cuando hasta que el agua desaparezca.
Decidir que esto no parece arroz en un sofrito y echar un poco de aceite. Remover. Ver el vaso con huevo batido y cagarse en todo (Metafóricamente. observar que no hay mierda entre la lista de ingredientes al final de la receta, aunque, de momento, no se descarta que pueda ser la palabra adecuada para describir el resultado final).

Darte cuenta de que no puedes hacer la tortilla finita porque la sartén grande está siendo usada por la informe masa blanca con tropezones. Recordar el huevo hilado y echar el vaso de huevo dulce batido sobre el potingue de la sartén.

Remover con la esperanza de que el huevo se convierta en... en... en algo que no sea una tortilla de arroz. Gracias al cielo hay demasiado arroz para que eso ocurra.

Probar. Descubrir que el arroz sigue crudo y echar otro vaso de agua. Total, los que hicieron las dos recetas esas, si me vieran, ya se habrían suicidado...

Dejar hervir (esto ya no está ejerciendo de sartén hace rato) hasta que el agua baje removiendo de vez en cuando.

Probar. El arroz se ha hecho¡Bieeeen! El cangrejo y el jamón no parecen saber a nada. Sabe como a arroz hervido y punto. Echar más sal.

Remover y dejar reposar a fuego lento de forma alterna e irregular hasta que, por pura gracia divina, el arroz tenga un aspecto muy parecido al arroz tres delicias del restaurante.

Poner en un bol, machacar con la cuchara de remover para que no parezca... bueno... una tortilla de arroz. Hacer como que es comida.

Y tachaaaan: Así es como se hace el arroz con cosas. Que no se parece en nada al arroz tres delicias, pero tiene buena pinta.

Tratar de limpiar la cocina antes de que vuelva mi mujer (sin éxito)

Cuando se cargue el teléfono, venga mi mujer a comer y se vaya, os actualizo el post con una foto del plato cometido y su opinión del mismo.

Si para entonces he sufrido algún tipo de desperfecto físico, también os haré foto.

Ingredientes:
cuatro vasos de agua
dos vasos de arroz brillante
sal al gusto
dos cucharaditas de aceite de soja
aceite de oliva al tuntún
dos lonchas de jamón de pavo
tres tronquitos de cangrejo.

PD: Al final, no solo sabía a arroz y la opinión de los comensales es "pues no sabe mal". Un éxito en comparación con lo que podía haber sido.

Efectos secundarios:
Mañana os cuento.

4 comentarios:

Javier de Miguel dijo...

recetas, recetas ....: eso es de cobardes!!! ;-)

Anabel dijo...

Jajajaja!!! Yo también practico la cocina de supervivencia!!!

Si te gusta el "arroz con cosas" tengo una receta incluso más fácil que la tuya (y parece increíble pero funciona, la he probado!):

http://www.youtube.com/watch?v=vs6uzeM9Fok

Bon appetit majo!

ZardoZ dijo...

Solucion :
Ir a los congelados y pillar una bolsa de arroz tres delicias xD!

Cheve dijo...

No sabe igual.